potion-1860939_640
Fuente: Pixabay

La solidaridad es uno de los principios fundamentales de la Doctrina Social de la Iglesia; y fiel ejemplo de esta práctica el Papa Francisco ha decidido crear un nuevo centro de ayuda para las personas de bajos recursos en Roma. Esta asistencia, consiste en la habilitación de un centro de lavado, a través del cual los más necesitados de la ciudad podrán hacer uso de ella y así mejorar sus condiciones de vida.

Dentro de la proyección de este espacio también se piensa añadir duchas, peluquerías así como servicios médicos para las personas necesitadas de Roma, ya que anteriormente también se abrió a iniciativa del Santo Padre una peluquería que brinda servicios a la comunidad.

Leer la noticia completa (AQUÍ)