Fuente: Aceprensa

Imagen 2
Fuente: Pixabay

Según el Instituto de Investigaciones Económicas de Colonia, en el año 2010 aproximadamente cada ciudadano de la Unión Europea utilizó en promedio 198 bolsas plásticas. La meta de la Directiva Europea es reducir esta cantidad a 90 bolsas en el 2019 y a 40 para el 2025. Esto es una gran noticia para la ecología humana.

Las bolsas de plástico usualmente son arrojadas al ambiente sin ningún tipo de cuidado y su proceso de descomposición es de entre 100 y 500 años. En este sentido, diferentes países como Inglaterra, Francia y España han propuesto reducir esta cantidad. Por un lado, Inglaterra ha fijado por ley un precio de 5 peniques por bolsa en las tiendas que cuenten con más de 250 empleados. El resultado ha sido muy bueno: si en 2014 las más grandes cadenas comerciales habían entregado 7.600 millones de bolsas a sus clientes, ese número había descendido a 640 millones seis meses después. Por otro lado Francia, ha prohibido desde el 1 de julio el uso de bolsas de menos de 10 litros de volumen, tras esta medida algunos supermercados se han propuesto utilizar bolsas de papel.

En España finalmente, la Comisión de Cambio Climático del Congreso de los Diputados, aprobó establecer de obligatoriedad la confección de vajilla desechable que use un 50% de materiales orgánicos en su proceso de producción.

Ver la noticia completa (AQUÍ)