En la Universidad Católica San Pablo tenemos el objetivo de que ningún alumno nuestro se quede sin estudiar por falta de dinero. En tal sentido, hemos desplegado desde hace tres semanas un plan de apoyo económico que viene atendiendo cerca de 2000 casos. Esta cifra podría rondar los 3000 en los siguientes días.