San Pablo   Informa
San Pablo   Informa

San Pablo Informa

Bioseguridad: La clave para la nueva normalidad pospandemia

Por: Washington Cárdenas, docente e investigador en la línea Seguridad Industrial de la Universidad Católica San Pablo, magíster en Ingeniería Industrial y Medio Ambiente.

Lavarse las manos permanentemente, utilizar la mascarilla, usar alcohol, dejar los zapatos fuera, evitar el contacto; fueron actividades, que tuvimos que realizar religiosamente a raíz de la pandemia del covid-19, aunque existen desde hace tiempo como parte de protocolos de bioseguridad.

La bioseguridad es el conjunto de técnicas, métodos y estrategias que se orientan a proteger la salud de las personas. Según cada actividad particular, evita que se contagien por virus, algún agente patógeno, hongos y/o bacterias.

Hasta hace algunos años, la bioseguridad estuvo relacionada a temas muy puntuales: laboratorios, pacientes, manejo de reactivos, residuos y cadáveres —esa era la tendencia— pero con la pandemia esto cambió. Ahora apunta a resguardar la salud de toda la población a través de las medidas establecidas por el Ministerio de Salud y que, por cierto, siguen variando.

Recordar cómo se implementaron estos procesos en nuestro país, nos evocan momentos de mucha confusión y dolor, debido a que en ese momento desconocíamos la magnitud de lo que vivíamos y, por ende, no sabíamos qué hacer para evitar los contagios del coronavirus.

Hoy, sin embargo, hemos avanzado muchísimo respecto a este tema y para nuestro bien, las medidas se han extendido para todos, lo que permitió que la tasa de decesos disminuya y, sobre todo, que haya una concientización nacional de la importancia de estos protocolos.

 

Profesor del Departamento de Ingenierías de la Industria y el Ambiente, Washington Cárdenas.

 

Es tan importante este tema, que luego de la cuarentena, todas las entidades tuvieron que presentar un plan de bioseguridad para reactivar sus actividades salvaguardando la salud de todo el personal y de los consumidores. Hoy podemos realizar nuestra vida ‘casi’ normal y eso porque la implementación de estas normas de salud, nos facilita la convivencia evitando los contagios.

Si bien mucha gente enfermó de covid-19, hay quienes no contrajeron el virus aún y esto, hasta cierto punto, es porque realizan las acciones de higiene y limpieza constantemente. Personalmente acato una rutina estricta junto a mi familia. Ello nos ha ayudado a no contagiarnos de covid. A esa rutina, le añadimos vacunas y una alimentación balanceada. Entonces, estar sano, es también una decisión. Recordemos que, al cuidarnos, también velamos por los otros.

Hoy la pandemia muestra un rostro más calmado y nos permite vivir más tranquilos, incluso sin la obligación de usar mascarillas. Pero no sabemos lo que viene después, ni las mutaciones próximas de este virus, por ello debe quedarnos claro que los protocolos de bioseguridad dentro y fuera de serán nuestros mejores aliados frente a cualquier contingencia o repunte de contagios, que como dicen algunos expertos, se daría en diciembre.

 

Etiquetas

Este sitio web almacena cookies en tu PC, las cuales se utilizan para recopilar información acerca de tu interacción con nuestro sitio web y nos permite recordarte. Usamos esta información con el fin de mejorar y personalizar tu experiencia de navegación y para generar analíticas y métricas acerca de nuestros visitantes en este sitio web y otros medios de comunicación. Para conocer más acerca de las cookies, consulta nuestra política de privacidad y cookies.