¿Y qué se espera de la inflación en el país?*

¿Y qué se espera de la inflación en el país?*

498
Compartir
Foto: SEMANAeconómica

german-chavezPor: Dr. Germán Chávez Contreras. rector de la Universidad Católica San Pabloeconomista y doctor en Ciencias Sociales.

La inflación es una variable económica muy importante. Ella expresa el comportamiento al alza del nivel general de precios y cuando ocurre tiene efectos negativos en el normal desempeño de la economía. La inflación básicamente puede darse por aumentos en la demanda agregada, o por incrementos en los costos de producción (remuneración al trabajo, costo del capital, etc.). El tipo de cambio también es un elemento que afecta el comportamiento de los precios, incrementando el precio de los bienes en el mercado de bienes finales, o el costo de los insumos importados.

Los choques (shocks) negativos de oferta, también generan comportamientos inflacionarios, aunque en el corto plazo. Un claro ejemplo son los desastres naturales que afectan la producción (niño costero) e influyen temporalmente en el alza de los precios. La inflación de demanda, se puede ver alimentada por el incremento de los ingresos de las familias, empresas y por la cantidad de dinero (y crédito) en la economía.

En el Perú, la política monetaria, desde inicios del presente milenio, tiene como norma el “objetivo inflación”, esto es, que se fija un rango inflacionario que se trata de mantener vía la manipulación de la Tasa de Interés Referencial (TIR). La TIR se usa para influir en la tasa de interés interbancario y en todas las otras tasas de interés que se manejan en el mercado monetario.

La norma inflacionaria en el Perú en la actualidad está en 2% más, menos 1%. Esto significa que cuando la inflación llega al 1% o menos, el Banco Central de Reserva del Perú (BCRP) reduce la TIR para incentivar la demanda agregada vía mayores niveles de consumo de las familias y mayores niveles de inversión privada. Por el contrario, si la inflación es igual o mayor al 3%, para enfriar el consumo y contraer la inversión privada, el BCRP incrementa la TIR, reduciendo de esta manera la demanda agregada, frenando con ello el incremento de los precios.

Según el último “Reporte de Inflación” del BCRP la inflación anual en agosto del presente año fue del 3.17%, aunque durante el último trimestre, la inflación a doce meses se ubicó por debajo del 3% y el pronóstico para el 2018 es del 2%. Este comportamiento y pronóstico de la inflación pueden dejarnos tranquilos, pues todo hace ver que el mercado de dinero se mantendrá estable y con capacidad suficiente para que el Gobierno pueda aplicar política monetaria expansiva, para colaborar con la reactivación de la economía en lo que queda del año y durante el 2018. Esta situación es coherente con que el BCRP haya reducido la TIR a 3.75% en julio pasado y a 3.5% en setiembre.

*Artículo publicado en la columna Economía en serio del diario Sin Fronteras, el 27 de octubre de 2017