Resultados de la Selección Peruana se deben al liderazgo auténtico asumido por...

Resultados de la Selección Peruana se deben al liderazgo auténtico asumido por Ricardo Gareca

1425
Compartir
Foto: Libero.com
  • En el fútbol no se gana solamente con técnica, sino también con la cabeza, y por eso las indicaciones de Gareca invitan al jugador a pensar.

Lo que a la fecha ha logrado la Selección Peruana de Fútbol se debe principal al liderazgo auténtico asumido por Ricardo Gareca, quien en un momento riesgoso tomó decisiones según su criterio y lejos de comentarios u opiniones ajenas.

Para Enrique Pérez–Wicht, Jefe de Liderazgo para el Desarrollo de la Universidad Católica San Pablo, es importante valorar la aplicación de este liderazgo en lo que hoy en día está consiguiendo el equipo nacional.

“El liderazgo auténtico es arriesgado porque muchas personas que lo han aplicado orientado al bien común han tenido muchos inconvenientes o críticas del entorno -como Mandela o Gandhi-.  De hecho, a Gareca lo juzgaron mucho desde el inicio y sin embargo ha tenido buenos resultados”, precisó Enrique Pérez–Wicht.

 Si una persona toma decisiones acertadas, adecuadas y orientadas al bien común o al servicio de otros, a corto plazo puede tener algunas caídas, pero como buen líder debe enfocarse en el largo plazo.

 “Y es trabajando así que Gareca ha tenido resultados que estamos viviendo en la actualidad y que nos han traído las alegrías y expectativas que experimentamos”, indicó el especialista de la Universidad Católica San Pablo.

 Con esto, si un líder formal está aplicando un liderazgo auténtico, se trasmite a los demás porque se ejerce desde el ejemplo, y quien lo percibe es principalmente quien está jerárquicamente en la posición inferior (en este caso el equipo), se compra la idea del líder y se establece una visión compartida por todos.

 Entonces, si el mensaje de Gareca fue “estoy apostando por ti, porque veo que tienes cualidades y ganas y quiero darte la confianza”, el jugador se siente motivado y entrega todo en la cancha, y ocurre lo que está sucediendo ahora con la Selección.

En efecto, los jugadores están dejando todo en la cancha en cada partido, a pesar de que los contrincantes o equipos a los que se enfrentan podrían tener una preparación que quizás es técnicamente mejor.

“Pero en el fútbol no se gana solamente con técnica, sino también con la cabeza, y por eso las indicaciones de Gareca invitan al jugador a pensar y a razonar en los momentos en los que la emoción puede embargarlo”, precisó Enrique Pérez–Wicht.

 Sobre esto, el Jefe de Liderazgo para el Desarrollo de la Universidad Católica San Pablo sostuvo que pensar es tan importante como sentir, aun cuando los peruanos estamos más bien orientados a dejarnos guiar por lo emotivo.

“Definitivamente somos personas que nos dejamos llevar mucho por los sentimientos. En ese sentido, debemos emular a Gareca y buscar un equilibrio entre la emoción y la razón. Es decir, tomar decisiones más objetivas y pensar más bien en el largo plazo”, puntualizó el especialista.